Cómo proteger sus articulaciones con la edad - HYRS

HYRS

Cómo proteger sus articulaciones con la edad

La osteoartritis es una afectación de las articulaciones, es degenerativa y para muchas personas representa una incapacidad en su movilidad. Las zonas más afectadas suelen ser las rodillas, caderas, manos, codos, hombros, ya que son áreas que soportan una gran carga. Para poder vivir en bienestar es necesario tratamiento para la osteoartritis.

Las personas que pasan de los 50 años son las que generalmente se ven afectadas por esta enfermedad. Se da cuando el cartílago que amortigua las articulaciones se rompe y hace que los huesos se froten entre sí.

Puede acudir con la Dra. Silvia Carolina Pérez Acal, especialista en traumatología y ortopedia, cirugía articular de hombro y rodilla y artroscopia. Deje de pensar que siempre vivirá con dolor o no podrá practicar deporte, deje atrás la frustración de dejar de hacer tus actividades poco a poco; incluso si cree que ya ha probado de todo. Con la Dra. Pérez Acal, podrá regresar a esos días sin dolor.

Proteger sus articulaciones a medida que envejece

Padezca o no osteoartritis, es bueno tomar precauciones y tener cuidado con nuestras articulaciones. Es normal que atendamos nuestro cuerpo y al sentir malestar vayamos con ortopedistas en Mérida quienes tienen el conocimiento para dar un diagnóstico y tratamiento al malestar que estemos presentando.

Las articulaciones deben ser objeto de atención, no esperar a que duelan para ver qué es lo que nos está pasando. Tener un cuidado con esta parte del cuerpo implica que podemos evitar una serie de problemas en donde nuestra movilidad se viera comprometida.

Deje el cigarro

Fumar no solo afecta los pulmones, ayuda a generar problemas como cáncer, situaciones cardiovasculares, entre otras. También es capaz de dañar las articulaciones. Es verdad que dejar el cigarro no es sencillo, pero si realmente desea tener una salud más completa y cuidar de sus articulaciones, es necesario que formule una estrategia para poder lograrlo.

Cuando el cuerpo está libre de humo, el nivel de monóxido de carbono en su sangre vuelve a la normalidad, los niveles de oxígeno aumentan y hay una mejor circulación. Además, todos los químicos presentes en el cigarro son eliminados del cuerpo.

Aumente el consumo de agua

El cartílago es el tejido conectivo que rodea a las articulaciones y sirve de amortiguamiento, está compuesto en gran parte por agua. La hidratación en nuestro cuerpo es esencial para prevenir una gran cantidad de enfermedades y condiciones adversas.

No beber suficiente agua en definitiva puede traer un impacto directo en nuestras articulaciones. El cuerpo nos indica cuando la necesita, lo ideal es hacerle caso y beber a la primera señal de sed. No sustituya el agua por refrescos o cualquier otra bebida.

Manténgase en un peso ideal

En muchas ocasiones necesitamos acudir con ortopedistas en Mérida Yucatán por problemas en nuestras articulaciones ya que soportan una sobrecarga de peso. Cuando la persona tener osteoartritis tener control de la masa corporal es necesario.

Mantenerse en un peso ideal hace que las articulaciones no soporten más peso del que deberían. Los problemas se dan tanto si tiene sobre peso, ya que lo extra puede afectar a las rodillas o tobillos por la carga adicional, mientras que, al tener bajo peso, las articulaciones no estarán lo suficientemente fuertes ni estables, por falta de masa muscular.

Dependiendo de cada persona, habrá que realizar una dieta adecuada a su cuerpo, también una rutina de ejercicio. Lo ideal es que sea un especialista el que le indique que tipo de ejercicio es el que le podrá ayudar para sus articulaciones y su situación en específico.

Cuide su cuerpo antes y después del ejercicio

Como ya vimos es importante realizar ejercicios adecuados, sin embargo, antes de ir directo al entrenamiento hay que estirar, preparar y calentar las articulaciones. Si no se preparan pueden verse dañadas pues estarán en tensión y sobrecargadas sin haber calentado y preparando.

Por lo tanto, hay que realizar ejercicios de calentamiento y enfriamiento, el objetivo es preparar los músculos que estarán accionándose en el entrenamiento. Cuando uno avanza en edad, las articulaciones pierden resistencia y es necesario calentarlas previamente; sobre todo cuando la persona está bajo tratamiento para la osteoartritis o cualquier otro padecimiento crónico-degenerativo que afecte el sistema musculoesquelético.

Ponga atención a su cuerpo

Cuando hacemos ejercicios puede que termine cansado y con malestar, esto suele ser muscular y hasta cierto punto es normal. Pero terminar con dolor en las articulaciones no está bien, suele ser un indicador de que algo no está funcionando adecuadamente y requiere de un tratamiento adecuado.

Cuando nos movemos y existe malestar este debe estar acorde a las actividades que se realizaron, además de desaparecer sin complicaciones, pero si esto no sucede el cuerpo le está diciendo que algo no funciona bien.

Cuando sé es una persona de edad avanzada, hay que tener más cuidado con las articulaciones, sobre todo cuando vemos señales, estas se pueden presentar, aunque hayamos tenido prevención. Al momento de que sientan malestar hay que ir pronto con el especialista, ya que, aunque es posible que no sea nada grave, también puede resultar ser una osteoartritis, y si está en etapa inicial, habrá más posibilidades de poder controlarla y dar un tratamiento pertinente.

Hay que tener presente que las articulaciones tienen un papel principal en los movimientos musculo esqueléticos, y por lo tanto no es de extrañar que estas sean propensas al dolor y la rigidez como ocurre en la artritis. Por lo tanto, prevenir su desgaste y cuidado, hará que tenga una función de forma adecua, aportando flexibilidad y movimiento al cuerpo.

Para tener un adecuado tratamiento para la osteoartritis y distintas afecciones, acuda con la Dra. Silvia Carolina Pérez Acal, le dará los elementos necesarios para poder hacer un cambio, solo necesita de su compromiso. Al finalizar la consulta tendrá la seguridad que podrá regresar a esos días sin dolor. Nuestros pacientes vuelven a practicar algún tipo de deporte y mejorar su movilidad en un 98% de los casos. Para agendar una cita o más información de su servicio, llame al número (999) 225 6025.